Comenzó la Liguilla del Clausura 2019, ya solo quedan 8 equipos en la pelea por el campeonato, Tuzos y Tigres abrieron las acciones de los 4tos de Final desde la cancha del Estadio Hidalgo y los de la Bella Airosa buscaban sacar ventaja de su condición de local.

Los locales saltaron a la cancha con Blanco; López, Barreiro, Murillo, García; Aguirre, Hernández, Guzmán; Cardona; Jara y Ulloa.
Por su parte, los de Nuevo León alinearon a Guzmán; Rodríguez, Ayala, Salcedo, Dueñas; Carioca, Pizarro; Quiñones, Aquino; Valencia y Gignac.

Como es costumbre en los equipos de Ferretti, Tigres se acomodó en la cancha y establecieron el ritmo del partido, sin embargo, Pachuca fue el que generaba las acciones de peligro.

Justamente, al minuto 17′, los locales se fueron al frente en el marcador cuando en un centro pasado desde banda derecha por parte de Érick Aguirre no encontró remate por parte de los delanteros, en cambio sería “Chaka” Rodríguez el que metería el balón en su propia portería.

Rápidamente los Tigres encontraron la oportunidad de igualar las cosas y al minuto 21′ Javier Aquino remató a portería y el balón fue imposible de detener para el arquero Alfonso Blanco luego de que el balón se desviara en la defensa.

Antes de que el primer tiempo acabara, los locales tuvieron para el 2-1 pero no pudieron batir a un Nahuel Guzmán en plan grande, y es que el arquero detuvo al menos 2 oportunidades claras a remates de Cardona, Ulloa y Jara—quien saldría lesionado en la primera parte—.

Para el complemento el ritmo de juego bajó notoriamente y ambos equipos parecían tener más temor de recibir un gol que ambición por buscarlo y, prácticamente, no generaron acciones de peligro.

El partido de vuelta será el próximo sábado en punto de las 19:00 desde el Estadio Universitario.

Anuncios