Peláez, tienes mucho trabajo por hacer

El Club Deportivo Guadalajara ha firmado el fichaje de la próxima temporada. La llegada de Ricardo Peláez como director deportivo al conjunto rojiblanco es una apuesta por la estabilidad deportiva que se consagra con títulos. Pero la primera tarea para el ex dirigente de América y Cruz Azul es sacar al equipo del descenso y conseguir jugadores exclusivamente mexicanos con un presupuesto moderado.

El ex jugador del Necaxa, América y Chivas ha demostrado saber del negocio de fútbol y sobre todo cómo realizar la gestión del poder mediático que representan clubes tan populares en nuestro país.

Peláez arribo al conjunto de Coapa en medio de una crisis deportiva que se veía reflejada con un título obtenido desde el 2005. Ricardo, en 2014 puso los yacimientos de lo que hoy es América. Bajo su mando, logró dos títulos de liga, y dos de Liga de Concacaf. Un liga con Miguel Herrera les valió para ir al Mundial de Brasil 2014 como una dupla para manejar la crisis de la Selección Nacional. Actualmente, los azulcrema son los líderes en títulos obtenidos con trece.

Foto: Milenio

Después de una abrupta salida del conjunto de Coapa, tras malas relaciones con los dirigentes superiores a él, Ricardo puso una momentánea pausa a su trayectoria como dirigente en el futbol nacional.

Fueron un poco más de seis meses para que Peláez apareciera de nuevo en el futbol mexicano. Ante el estaba una gran oportunidad de nuevamente marcar un precedente, ahora el club de La Noria lo recibió con los brazos abiertos en busca de acabar con una sequía de más de 20 años sin título.

El Clausura 2018 fue el torneo en el cual Ricardo tenía su primera prueba con La Máquina. Con 22 puntos, los cementeros se quedaron fuera de liguilla y Peláez gestaba los cimientos de su proyecto. Milton Caraglio, Jonathan Rodríguez, Yoshimar Yotún y Orbelín Pineda encabezaron los fichajes de ese torneo. Hoy los cuatro son parte fundamental del cuadro de Siboldi.

Foto: El Siglo de Torreón

Con 36 puntos, Cruz Azul era líder del campeonato y firmaba una temporada con ilusión renovada en busca de la novena estrella. En la final se enfrentaron al rival deseado, el América, aunque el resultado no fue a favor de los de La Noria, Peláez firmaba una gran temporada con el superliderato y con el campeonato de copa en casa del Monterrey.

Para su siguiente torneo Cruz Azul iniciaba con el título de Super Copa, pero fue eliminado en cuartos de final ante el América, y a pesar de que el proyecto de Peláez tambaleaba, era la propuesta ofensiva de Pedro Caixinha la que hizo dudar a Ricardo sobre la dirección técnica.

Hace unas semanas, Pedro Caixinha era cesado de su puesto y la oportunidad de Ricardo de traer a una persona de su gusto aumentaba. Antonio Mohamed era el objetivo, y estaba cerca de conseguirlo, pero una serie de arbitrariedades por parte de los dirigentes de la Cooperativa orillaron a Peláez a dejar su cargo y dejar su proyecto trunco a pesar de los resultados obtenidos.

Robert Dante Siboldi era el técnico designado por la Cooperativa, y el título de la Nations League en su primer partido al mando, a pesar de recibirlo el uruguayo, tenía tintes para el portugués y para el mismo Peláez

Se hace oficial la llegada de Ricardo al conjunto de Verde Valle y no se espera más que victorias, resultados y títulos a mediano y largo plazo con la gestión del ex futbolista del Necaxa. Pero en Chivas las prioridades inmediatas son otras. No es conseguir otro título, no es entrar a la liguilla del balompie nacional, sino la de escapar del descenso en la que entrenadores como Almeyda, Cardozo y Boy no pudieron la riendas del equipo.

A pesar de que Chivas es uno de los equipos más populares del país, la realidad actual del club rojiblanca está muy alejada al pasado inmediato de Cruz Azul o de América. Otro aspecto a tomar en cuenta es que, en múltiples ocasiones, fuentes cercanas al club de Vergara afirman que no hay dinero suficiente en el Rebaño Sagrado. En otras palabras, Guadalajara no compite en materia económica con Cruz Azul, América, Monterrey, Tigres o Pachuca.

Por eso, el reto de Peláez en Chivas es mucho mayor al de los clubes anteriores en los que ha estado. No hay sustento económico, no se pelea por el título (al menos por el momento), y la tarea inmediata para el torneo en el que llegue Ricardo, que será en 2020, es la de alejar al club rojiblanco de los puestos del descenso.

Después de eso, tendrán que dejarlo trabajar, invertir lo que se tenga en jugadores en los que él haya puesto el ojo, y después Ricardo hará lo suyo, que es llenar de triunfos, glorias y títulos al club.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s