Los Browns de Cleveland se llevaron el Thursday Night Football con marcador de 21-7 ante los Steelers de Pittsburgh y cortaron una racha de cuatro victorias. La semana 11 de la NFL100 se inauguró en el emparrillado del Estadio FirstEnergy con una sorpresiva victorias de los cafés sobre los acereros.

Los Browns se metieron rápido al partido con una TD en su primer serie ofensiva de la noche. Los de Freddie Kitchens consiguieron sus primeros 7 puntos de la noche por tierra con una carrera corta de Baker Mayfield.

Antes de la mitad del juego, los Browns capitalizaron su dominio aumentando la ventaja. Mayfield encuentraó solo a Jarvis Landry para conseguir su segundo touchdown de la noche, el primero por pase.

Y es que, a pesar que la barrera de acero frenó varias series ofensivas a los Browns de manera rápida, Mayson Rudolph fue interceptado en varias ocasiones.

Fue hasta el tercer cuarto que los Steelers rompieron el cero cuando Mason por fin conectó con Jaylen Samuels a través de un pase corto para que éste entrada con relativa calma a la zona de anotación. En es momento y ante la irregular ofensiva de los Brown, la oportunidad de remontar estuvo más latente que nunca en el partido.

Ni jugarse la 4ta oportunidad sirvió para los Steelers pues de dos veces que lo intentaron, ambas terminaron sin frutos.

Finalmente, Mayfield dictó sentencia cuando a cinco minutos de terminar el último cuarto soltó el brazo para una extraordinaria recepción de Stephen Carlson en la zona final. Así, Cleveland consiguió su cuarta victoria de la temporada para una marca de 4-6, mientras que a Pittsburgh lo deja en 5-5.